La Residencia

A principios del año 1998 nace en Mérida la Residencia Geriátrica “Los Olivos”; un proyecto serio, comprometido y con un firme objetivo social: ofrecer las mejores respuestas a un colectivo que demanda día tras día mayores cotas de atención y dedicación

Estructuralmente, está situado en una parcela de 10.000 m2 rodeado de abundante vegetación para garantizar el bienestar y la tranquilidad de nuestros residentes. El edificio central consta de tres plantas de unos 3.500 m2 totalmente adaptadas a las necesidades de nuestros destinatarios. Del mismo modo, sus 6500 m2 de zonas ajardinadas ofrecen un ambiente cómodo y acogedor para todos los residentes y familiares que deseen disfrutar de un agradable paseo por estas instalaciones.

Con capacidad para cien residentes, la Residencia Geriátrica “Los Olivos” es una residencia concertada al 50 por ciento con la Junta de Extremadura. Todas sus plazas con derecho a disfrutar de un gran abanico de servicios y prestaciones como son: atención médica, enfermería, fisioterapia, atención psicológica, terapia ocupacional, servicio de peluquería y estética, etc.

En definitiva, la Residencia Geriátrica “Los Olivos” se erige como un centro moderno, adaptado a las necesidades de la población destinataria, equipado con los más eficaces sistemas de seguridad y libre de toda barrera arquitectónica. Todo un arsenal de recursos humanos y materiales que articula sus esfuerzos con un sentido último: el bienestar de nuestros residentes y por consiguiente, la tranquilidad de sus familiares.





Objetivos

Desde la residencia estamos convencidos de que el bienestar del anciano es posible; ésa es nuestra meta.

Y por ello, trabajamos incansablemente para ofrecer las mejores respuestas a este colectivo que tanta ayuda necesita.

La Residencia Geriátrica “Los Olivos” se erige como un centro moderno, con un arsenal de recursos que se aunan con un sentido último: el bienestar de nuestros residentes



Filosofía

Finalmente, apuntar que todo el proyecto no tendría sentido sin el verdadero motor que lo articula: la confianza, implicación y complicidad de nuestros trabajadores y de nuestros familiares.

Ellos son los pilares de esta obra, sin ellos nada de esto sería posible. Trabajadores y familiares se unen para formar todo un cuerpo de remeros incansables que trabajan cada momento, que luchan día tras día por llevar este barco a su objetivo último: Tú bienestar y satisfacción





"Una gran familia, una misma meta: Tú bienestar y satisfacción"